Cómo escoger un buen título para tu libro

El título es un elemento imprescindible para captar la atención de los lectores. En esta entrada te compartimos 5 ideas para escoger un buen título.

A veces se tiene una idea clara del título mientras se avanza en un proyecto, tanto si es un libro de ficción como no-ficción. Aunque en la mayoría de los casos es normal que llegue el bloqueo y no sepas cómo escoger un buen título para tu libro. Por ello, Silvia Lambda, especialista en creación literaria y marketing digital, comparte con nosotros 5 pasos para que logres escoger un buen título para tu libro.

El título es un elemento imprescindible para captar la atención de los lectores. Ahora vas a descubrir por qué puede marcar la diferencia a la hora de publicar y tener más ventas.

A continuación encontrarás una metodología y algunas ideas para elegir el mejor título para tu libro.

Razones por las que debes escoger un buen título

Aunque un gran título puede ser determinante como acción para impulsar la venta, ten en cuenta que lo que importa en realidad es terminar el libro.

Sin embargo, es importante que aprendas cómo escoger un buen título para tu libro por estas razones:

  • El título conecta con la historia o tema que vas a contar. Es decir, siempre se relacionan entre sí.
  • Atraer el interés: puede crear curiosidad provocar que el lector se interese por el libro. Si un título destaca, puede hacer que una persona lea la sinopsis y, si el argumento ya le convence, estará dispuesto a comprarlo.
  • El título puede ser más importante que la portada: hay algunos dispositivos de lectura que no muestran la portada del libro. En estos casos lo que destaca con diferencia es un buen título y será lo que motive al lector a leerlo.
  • Por último, un buen título puede usarse en la estrategia de marketing del libro, ya que es una acción que impulsa las ventas al generar ese interés en el lector.

Primeros pasos para escoger un buen título

Un título no determinará si un libro es bueno o malo. Por lo tanto, no hay que obsesionarse con escoger el mejor para tu libro en el momento en el que decides empezar a escribir un nuevo proyecto.

Es muy normal que quieras encontrar el título perfecto cuanto antes, pero recuerda: tu idea está naciendo. Tu idea necesita avanzar y crecer hasta convertirse en el libro que sueñas con escribir.

De momento, aparta un poco las ganas irrefrenables de encontrar ese nombre fantástico para tu proyecto y céntrate en avanzar en tu escritura.

Elegir el título perfecto es una tarea a la que dedicar tiempo cuando pones el punto y final a tu texto. Sin embargo, puedes probar esta metodología mientras escribes para que después sea más fácil encontrar buenos títulos para tus textos.

Metodología para escoger un buen título

Las ideas para un título perfecto suelen aparecer cuando estamos escribiendo, por lo que tienes que sacar partido a los momentos de escritura. ¿Cómo se consigue generar estas ideas sin obsesionarnos con encontrar el título perfecto?

Lo ideal es que te acostumbres a escribir con un cuaderno, agenda o bloc de notas cerca. Incluso te sirven las notas del móvil o alguna aplicación que te deje apuntar ideas.

Cuando estés escribiendo, ten siempre cerca este cuaderno y anota cada idea que tengas durante la escritura. No importa si es solo una palabra: te servirá para después.

Estos momentos de inspiración puntual, en los que anotas cualquier elemento de tu libro que te ha llamado la atención, serán muy útiles.

Si a ti, como autor o autora, te hace detenerte alguna fase, fecha o acción de tu libro para apuntarlo en tu cuaderno porque te ha parecido interesante, es una buena señal de que ese elemento también llamará la atención del lector cuando lo vea en un posible título.

Lo importante es que anotes cada idea que se te ocurra. Algunas de esas ideas las abandonarás y otras, en cambio, puede que las combines para lograr el título perfecto.

5 ideas para escoger un buen título para tu libro

El título de tu libro debe sonar bien y ser fácil de recordar, ya que esto facilitará memorizarlo y el lector lo recordará mejor. Tampoco debes olvidar que el título conecta con la historia o tema de tu libro y, por lo tanto, debe reflejar que están relacionados de algún modo.

Es decir, un buen título tiene varias características que no deben faltar:

  • Debe sonar bien al leerlo en voz alta para que el lector pueda recordarlo mejor.
  • Tiene que guardar alguna relación con el argumento del libro. Aunque no tiene por qué reflejarlo al completo, ya que con algún detalle o alusión basta.
  • Un título sencillo siempre es mejor que uno muy elaborado. Los títulos muy largos y a los que cuesta encontrar el sentido no son profesionales. Evítalos y apuesta siempre por algo más fácil.

A continuación tienes algunas ideas que reúnen estas características para que sea sencillo pensar cómo escoger un buen título para tu libro:

1. El nombre de tu protagonista

¿Recuerdas la lista de ideas que debes ir apuntando mientras escribes? Ahora puedes unir el nombre del protagonista de tu libro junto con alguna de esas ideas para formar un buen título. Es la opción más sencilla y permite presentar al personaje principal desde el inicio, lo que ayuda a que el lector empatice enseguida con tu protagonista.

Algunos ejemplos serían Jane Eyre, el clásico de Charlotte Brönte o En los zapatos de Valeria de Elísabet Benavent, más moderno.

Otra opción es jugar con las características del protagonista y no solo introducir su nombre. Un ejemplo sería El niño con el pijama de rayas de John Boyne.

Si escribes no-ficción, también te puede servir el nombre de algún experto del tema sobre el que estás escribiendo o un nombre de un personaje real que aparezca en tu texto.

2. Un lugar importante

Todos los libros presentan algún lugar o escenario importante dentro de la trama. Elegirlo para que aparezca en el título puede dar información sobre el argumento y, de ese modo, llamar la atención del lector.

Por ejemplo, El beso de Glasgow de Craig Russell o Cumbres Borrascosas de Emily Brönte.

3. La frase que da sentido a todo siempre funciona cuando no sabes cómo escoger un buen título para tu libro

Una idea es elegir una frase del interior del libro. Esta frase debe ser especial y debe estar vinculada a un momento concreto del libro.

La frase tiene que ser clave para que el lector, al leerla, sienta la conexión con el título y entonces lo entienda. «Ahora todo tiene sentido», debe pensar una vez que comprenda de dónde viene ese título al encontrar la frase en el texto.

Provocar esa reacción al lector cuando está leyendo lo hace cómplice de la trama y suele funcionar muy bien.

Por lo tanto, localiza esas frases que dan sentido y suenan bien para sorprender a tus lectores.

4. Usa los cinco sentidos al elegir el título de tu libro

¿En tu libro aparecen objetos que sean muy importantes? Utilízalos en combinación con colores, sabores o canciones que también aparezcan en el argumento de tu libro.

Se trata de poner los cinco sentidos en marcha y apuntar todas las ideas que se te vayan ocurriendo.

Un ejemplo sería El sabor de las pepitas de manzana de Katharina Hagena.

5. El argumento de tu libro

¿Sabrías resumir el argumento de tu libro en una sola frase? Si eres capaz de lograrlo sin soltar ningún spoiler, puede que hayas encontrado el título perfecto para tu libro.

Aunque a veces no es necesario que el título refleje por completo de qué trata el libro, pero sí un detalle o características del argumento. Esto llamará la atención y mostrará parte de lo que esconde el libro en su interior.

Algunos ejemplos serían: Historia de una escalera de Antonio Buero Vallejo, La chica del tren de Paula Hawkings o La metamorfosis de Franz Kafka.

Otras ideas para títulos de libros de no-ficción

Los libros de no-ficción tienen la posibilidad de añadir un subtítulo además del título, lo que es muy recomendable.

De ese modo, puedes aportar más información sobre el tema del libro y así captar la atención de los lectores.

Una idea para títulos de libros de no ficción sería elegir una palabra clave que refleje el tema y una frase explicativa para el subtítulo. De ese modo, tendrás un título con gancho además de añadir otros detalles gracias al subtítulo.

Tu título, tu libro

Pensar cómo escoger un buen título para tu libro puede bloquearte, sobre todo si sientes la presión de encontrar el adecuado. Por ello solo debes jugar con las ideas y esperar a la inspiración.

Y ahora que ya has descubierto qué ideas debes ir apuntando mientras escribes, será mucho más fácil que la inspiración se presente cuanto antes y te recompense.

Aunque lo primordial es que no te olvides que lo importante es la historia que estás contando. Es decir, la trama que estás trasladando al papel. Refleja la esencia de lo que construyes con tus letras en el título que elijas y entonces será perfecto.

Todo tiene que tener un sentido y si creas esa conexión entre tu título y tu libro habrás hecho un buen trabajo.

¿Qué ideas para tu título te han gustado más? Déjanos tu respuesta en los comentarios.

Autora

BoD cómo escoger un buen título para tu libro autora

Silvia Lambda

Silvia Lambda es especialista en Marketing Digital y Creación Literaria, dos pasiones que nacen de su creatividad y su deseo de inspirar a otros escritores en su camino literario. Mediante la escritura y la creación de contenido en redes sociales (@valienteinspo), da consejos para autores que quieran llegar a más lectores con sus libros.